Elimina tres reuniones a la semana y serás un 70% más productivo

La pandemia trajo consigo, además del virus, un cambio de hábitos en nuestro día a día personal y en el trabajo. Y uno de los cambios más significativos fue el aumento de las reuniones. En 2021 nos llegamos a reunir un 13% más que antes de la pandemia, según el National Bureau of Economic Research. Aunque también es bueno decir que el tiempo de esas reuniones se redujo un 20%, siendo por lo tanto más eficientes.

Reuniones, reuniones y más reuniones. Un estudio del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) afirma que si durante la semana hubiera 3 días sin reuniones, la productividad de la empresa aumentaría hasta un 73%. Esto también traería consigo una reducción considerable del estrés, ya que durante el día a día en el trabajo nos vemos abocados a reuniones que, en algunos casos, se solucionarían con un email.

Entonces, ¿qué reuniones sí y cuáles no?

Reuniones va a haber siempre y, si son necesarias, pueden ser muy positivas para resolver temas. Pero, antes de convocar una, es importante evaluar si verdaderamente servirá para agilizar o, lejos de esto, nos hará perder el tiempo. Por ejemplo, solemos pensar que la lluvia de ideas en grupo es una buena idea. En cambio, la investigadora del DigiBiz Eva Rimbau afirma que, al contrario de lo que pensamos, “las primeras etapas de generación de ideas proporcionan más y mejores propuestas si se hacen de modo asíncrono”.

Lo mejor que podemos hacer es darle a las reuniones el valor que merecen. Hacer menos, pero más efectivas. De hecho, aquí te explicamos cómo sacarle el máximo partido a tus reuniones para que sean lo más eficientes posibles.

¿Quieres estar al día de nuestras novedades?
Suscríbete para no perderte las últimas novedades en RRHH y tecnología.